divendres, 29 de febrer de 2008

COMPRAR UN CUADRO


Ayer por la mañana me llamo JC.B un pintor del que estaba interesado en comprarle un cuadro, la idea era ir a su estudio, pero un accidente en moto le recluía en su casa con un pie escayolado. Me llamo para ir a su casa, ya que en la misma dispone de parte de su obra y puedo estar interesado en alguna de ella.

Era el quinto, el quinto piso más el Principal y sin ascensor. Un vetusto edificio de l’Esquerra de l’Eixample, junto al Mercat de Sant Antoni, una fachada muy correcta, de la de los antiguos “mestres d’obres” que tanto dignificaron el Eixample.

Subo los pisos y agradezco el haber dejado de fumar, pero no el no hacer ningún tipo de deporte y el tener algún kilo de más, pero llego a mi cita puntual y con la respiración tranquila.

Me recibe muy amistosamente, solo lo conocía de una vez, pero veo rápidamente que puedo congeniar con él, me cae bien. Es un piso antiguo, con un toque bohemio, entre destartalado, confortable y cómodo. En seguida sale su compañera C. una alemana muy cosmopolita y también perteneciente al mundo artístico, fotógrafa y realizadora de documentales, muy agradable y simpática, que también conocía de la misma ocasión que a JC.B .

Me ofrecen un vino alemán caliente, muy placentero y aromático pero muy fuerte, e iniciamos una conversación entrañable y desenvuelta, pero sin la complicidad de las amistades. Al poco rato cambiamos de habitación para mostrarme su obra, le comento un cuadro que he visto en internet y me dice que lo tiene allí, justo frente a mí. Si en internet me gusto, verlo allí colgado en la pared hace que aún me guste más. Ya que JC.B no puede moverse mucho, es C la que va sacando más cuadros de una habitación de al lado, pero no hay ninguno que me guste más que el inicialmente elegido. Nada más que hablar, enseguida nos ponemos de acuerdo con el precio.

Es un cuadro de de formas geométricas entrelazadas a modo de puzzle, cada una de un color potente e intenso, que refleja vida i vigor dentro de un orden. Un expresionismo abstracto que me recordó de inmediato a Sean Scully, pintor Irlandés que este verano tuvo una importante exposición en la Fundació Miró y que según me indican tiene su estudio en la calle Joaquín Costa.

Quedamos en que en una semana o dos visitaría su estudió para ver más obras, pero creo que por muchas más que vea me quedaré con el elegido inicialmente, me gusto y punto, me parece una obra sincera y autentica, de un pintor sincero y profesional que le gusta lo que hace.

Tardamos en despedirnos estando de pié junto a la puerta, C. me enseña sus fotografías y sus trabajos, hablan con sensibilidad y pasión por su trabajo, el arte se puede encontrar en cualquier parte, hasta en cualquier material recuperado, solo se trata de tener sensibilidad.

Me despido y cojo el 64 hacia mi casa, creo que acabo de hacer una buena adquisición.

8 comentaris:

Núria ha dit...

Enhorabona! Comprar un quadre que agradi molt i que el preu estigui bé no és sempre fàcil. I que de veure'l a internet a la realitat millori, encara ho és menys. O sigui que has tingut un bon dia.

Doctor H. Love ha dit...

Estoy deseando oir Metode de Rocanrol, debe ser uan pasada. Por cierto, hoy en Público viene una entrevista con Comelade, comprátelo si puedes porque está muy bien.
Una salutació, i moltes gràcies pel teu comentari. (más o menos)

civisliberum ha dit...

Si Nuria estic molt content. Ja tinc ganes de tenir-lo penjat a casa.

civisliberum ha dit...

Si doctor h.love lo estoy oyendo continuamente. Es Comelade 100%.

panterablanca ha dit...

A vegades passa això de voler comprar una cosa i trobar-ne una que t'arriba tant al cor que no hi ha res que la superi. A mi m'ha passat amb dos vestits per a dues ocasions molt importants. Els vaig veure, em vaig enamorar d'ells, me'ls vaig emprovar i m'anaven de fàbula. De tots els altres que em vaig emprovar no n'hi havia cap que els fes ombra. Semblava que aquells vestits que tant m'havien agradat des d'un començament, només de veure'ls, m'esperessin a mi
Potser el quadre també estava fet només per a tu. Potser també t'esperava :-)
Petons salvatges.

FLAVIA COMPANY ha dit...

Cuando lo tengas en casa nos dejarás "verlo" en tu blog, ¿verdad? Por la descripción que has dado, creo que también a mí me va a gustar.
Es emocionante comprar un cuadro, ¿no? Es distinto a comprar "cosas". Se adquiere una ventana a otro mundo.
Lo de los cinco pisos me ha parecido muy duro. Suerte que valió la pena, jajajaja.

civisliberum ha dit...

Si panterablanca hi han coses que semblen que t'esperin. Com si fosin fetes sol per tu.

civisliberum ha dit...

Flavia:
Procurare colgarlo en el blog para que todos podais verlo.
Eran cinco pisos mas Principal, pero valio la pena.